Inicio

Diferencias entre Hosting y Dominio

by
          Leonardo Guzmán
Tips | 19/02/18

Al momento de iniciar un desarrollo web, hay dos conceptos básicos que en muchos casos no son conocidos para los no “versados” en temas de tecnología web, la diferencia entre hosting y dominio no esta del todo claro para muchas personas y algunos clientes no entienden los cobros generados, permitiendo que se realicen cobros abusivos por estos servicios aprovechándose de la falta de conocimiento del comprador.

El nombre de dominio es la identificación utilizada en internet para acceder a una página web, estos nombres son únicos y se diferencia por su terminación que puede ir desde los conocidos .com, .org, .net hasta las nuevas terminaciones como .social, .io, .agency, el costo puede variar desde menos de 15 dólares hasta miles de dólares en subastas como en Godaddy o Sedo dependiendo de su popularidad o relevancia. Algunos dominios son de uso reservado y no están a disposición del público en general, como los dominios .gov, .mil, .edu, entre otros; para los cuales es necesario solicitar la asignación y cumplir con unos requisitos establecidos, estos dominios en muchos casos no tienen costo alguno para la organización solicitante.

La administración de los dominios esta centralizada a un registrador de dominio o alguno de sus representantes o empresas que se hacen con los derechos de distribución; por ejemplo, el dominio .co es administrado por .CO Internet S.A.S y a su vez cuenta con decenas de empresas de todo el mundo como registradores acreditados para su venta. Cuando se paga por un dominio, se adquiere la exclusividad de uso por un tiempo estipulado que normalmente va de un año o más, pero en periodos anuales. Tras el pago, el proveedor del dominio nos permite “apuntar” este a una dirección IP en el cual vamos a alojar todos los archivos correspondientes a nuestra página web; este alojamiento es comúnmente llamado Hosting y existen diversos tipos de acuerdo con sus características y por supuesto una gran variedad de precios, a diferencia del dominio el hosting lo podemos adquirir en periodos mensuales, semestrales, etc.

Debido a la gran cantidad de aspectos técnicos que diferencian un servicio de hosting de otro (capacidad en disco, ram asignada, cuentas de correo, panel de administración, etc.), se genera una cantidad inmensa de precios, siendo posible encontrar hosting en planes básicos compartidos desde 20 dólares hasta miles de dólares en servicios Cloud ajustados para atender millones de usuarios diarios.

¿Qué debe tener en cuenta al momento de iniciar un proyecto web personal o para su empresa?

1. La titularidad del dominio debe estar a nombre del propietario y no de la agencia o desarrollador, si es administrado por un tercero, puedo solicitar crear una cuenta en proveedor reconocido y habilitar un acceso delegado (casi todos los registradores grandes permiten hacerlo) permitiendo que el encargado técnico haga todo lo que necesite sin ceder la propiedad.

2. Al momento de registrar un dominio utilice su cuenta de correo principal, es normal que se olviden y pierdan las claves después de un tiempo y las puede necesitar al momento de realizar la renovación, que por cierto será informada a esa misma cuenta.

3. Después del día de vencimiento, los primeros días la opción de recompra es para el anterior titular, por lo general pasados 30 días, vuelve a quedar disponible para compra; muchas personas o empresas aprovechan y compran estos dominios para después revenderlos un poco más costosos.

4. Puede tener varios dominios “apuntando” a un mismo hosting, por ejemplo: miempresa.com, mi empresa.co y miempresa.com.co enviado a una misma web.

5. En muchos casos el proveedor del hosting y el dominio es el mismo, pero no es obligatorio ya que funcionan de manera independiente, se debería optar por proveedores distintos para el hosting y el dominio, sobre todo si el hosting no es contratado con una empresa representativa del mercado; en caso de falla, problemas de facturación, recursos del hosting insuficientes, se puede fácilmente redireccionar a un nuevo proveedor y estar rápidamente online.

6. Al momento de contratar un hosting la diferencia en precios casi siempre esta en los recursos asignados o disponibles para su cuenta; actualmente existente muchos proveedores que trabajan con planes “elásticos” que asignan recursos fijos a cada cuenta y no se ven afectadas por picos de otros usuarios.

7. Utilice contraseñas seguras y guárdelas muy bien, un acceso no autorizado en el hosting y puede perder toda su información y/o cuentas de correos y si no existe un backup (la mayoría de los planes básicos no incluyen copias de seguridad) no hay forma de recuperar la información.

8. No asuma como 100% cierto los planes con espacio en disco ilimitado, por lo general los acuerdos de servicios hablan de “uso razonable” y pueden suspender una cuenta o cambiar el costo al momento de pasar ciertos límites.

9. Si su negocio depende en gran medida de su sitio web, no basta con contar con una buena agencia, el plan de hosting (normalmente las agencias subcontratan el servicio) debe tener en cuenta la calidad el servicio técnico para cualquier eventual falla; por ejemplo, si usted sufre de un ataque la respuesta viene por parte de su proveedor de hosting, poco o nada puede hacer su desarrollador o agencia.

Autor

Leonardo Guzmán Apasionado por la tecnología, amante de todo lo relacionado con la ciencia ficción; en constantes búsqueda y actualización para aplicar tecnología en el Sector Social